Póker y Ajedrez otra vez?

Leyendo una charla de Joel Rosenthal que dió en el Consejo Carnegie para la Etica en Asuntos Internacionales, encontré un sustento a lo que planteaba en el posteo anterior sobre poker o ajedrez y su relación con el desarrollo de equipos de trabajo y el logro de equipos de trabajo de alto desempeño.

Resumo esa charla porque me parece interesante relacionarla a comportamientos que vemos todos los días en equipos de trabajo, que algunos observadores podrían calificar de poco éticos, y a actividades sobre valores que son comunes hoy en las organizaciones.

En resumen, dice Rosenthal que por ética no nos referimos al simple cumplimiento de la ley, aunque es parte de ella. El cumplimiento de la ley es sólo el comienzo; es el piso desde donde construir. Muchos actores en la vida de las organizaciones cumplen con la ley pero no tienen un comportamiento correcto desde el punto de vista ético.

La disciplina de la ética implica elegir y comienza con la pregunta de Sócrates: cómo debería uno vivir? Qué valores nos guían? Qué estándares usamos? Que principios estamos poniendo en juego? Cómo elegimos entre ellos? Una mirada ética de un problema se detendría en los fines (los objetivos o metas), en los medios (instrumentos que usamos para llegar a esos objetivos) y en la relación entre ambos.

Rosenthal sugiere que entramos en terreno resbaladizo: dice que el razonamiento ético es proactivo porque implica hacerse preguntas sobre los reclamos morales que nos rodean más que hacer una lista de lo que está bien o mal. Sin embargo, pese a que los hechos van ajustando permanentemente nuestro sentido de la responsabilidad, nuestras emociones de vergüenza o culpa y el valor que damos a otros y a nosotros mismos, el razonamiento ético supone la existencia de normas o comportamientos esperados. Pero, – seguimos resbalando – en diferentes contextos encontraremos diferentes normas. Y más aún, los valores se superponen y compiten: la libertad con el orden, la justicia con la misericordia, la verdad con la lealtad.

En este contexto complicado, nos da una guía o marco de tres dimensiones para el razonamiento ético

1. El que toma decisiones o elige. Puede ser un CEO, un empleado, una corporación, una organización, etc (acá reduzco las alternativas a las relevantes para nuestros intereses en organizaciones y equipos de trabajo). Es legítimo preguntarse y responderse sobre las elecciones morales de estos actores.

2. La segunda dimensión tiene que ver con el posteo anterior: necesitamos revisar éticamente las reglas de juego por las que vivimos y tomamos decisiones. Si jugamos al póker en lugar de al ajedrez, esto es nuestro diseño o, en última instancia, diseño de algún grupo humano en su momento.

3. La tercera dimensión está relacionada con que siempre se tiene la oportunidad de mejorar la situación. Esto expande nuestro menú de opciones a la hora de elegir. Es crear nuevas posibilidades. A veces enfrentamos situaciones en las que se nos hace difícil, pero otras veces podemos usar nuestro talento creativo para imaginar escenarios alternativos y mejores opciones.

El uso de alternativas más éticas dentro de los equipos de trabajo y las organizaciones en general, no tiene que ver con ideales románticos del mejoramiento de las relaciones en sí mismo. Está relacionado a abrazar una creencia funcional y pragmática sobre la sustentabilidad de las acciones.Es cada vez más difícil separar los intereses de otros de nuestros propios intereses. Lo pragmático y ético es reconocer esto y elaborarlo de maneras creativas.

Si, es verdad, se necesita más creatividad para el ajedrez que para el póker.

Viviana Arbelo

Con el sustento de la Sociología Clínica, analizamos la dimensión social de organizaciones, equipos y proyectos, contribuyendo a tomar decisiones sustentables a través de nuestros servicios de wellness, desarrollo de equipos y evaluación de impacto social.

Nuestros objetivos son colaborar en el análisis de los problemas, dar apoyo en situaciones conflictivas, dejar capacidades instaladas y producir el cambio actitudinal necesario.

Ver el perfil de Viviana María Arbelo en LinkedIn
Síguenos en: |