Contribuimos a la creación de ambientes laborales saludables, seguros y sostenedores que permitan el bienestar del personal -condición necesaria para el desarrollo de su pleno potencial y el mejoramiento de su desempeño - y, por ende, el crecimiento de la organización.

Ofrecemos un servicio integral de diagnóstico, planificación, implementación y soporte de acciones de control de Factores de Riesgo Psicosocial en organizaciones y equipos de trabajo específicos. Estos factores tienen su origen en la organización y en las relaciones interpersonales del trabajo, pudiendo influir en la salud y en el desempeño de las personas.

Nuestro propósito es reforzar aquellos factores que favorecen la salud física, psicológica y social de las organizaciones, corrigiendo los que la ponen en riesgo y deterioran la productividad.

Utilizamos tres niveles de intervención en una práctica simple e integral, con mínima interferencia en las actividades cotidianas de la organización:

1. Ambiental. Exposiciones a factores de riesgo ambientales o dimensión ambiental – espacial.

2.  Organizacional. El contexto social del trabajo o dimensión psicosocial.

3.  Individual. Respuestas individuales a los factores anteriores o dimensión de prevención individual.

El enfoque integral se ha probado más efectivo que los programas orientados a cada uno de estos aspectos por separado en la reducción de costos de atención médica, costos administrativos y costos ocultos resultantes de productividad perdida o incremento en el ausentismo por enfermedades físicas, psíquicas o sociales.

Indice de Bienestar:

Se abordan las tres dimensiones básicas escaladamente para completar un Índice de Bienestar Laboral que determina la calidad ambiental interna en la que están inmersos los trabajadores de una empresa. Este puede aplicarse a equipos o áreas específicas.
Asimismo, cada una de las dimensiones puede abordarse individualmente de acuerdo al interés de la organización.

Otros aspectos que incluye el abordaje:

1. Formación de líderes en la dimensión psicosocial: elaboración de un programa de formación teórico – práctico.

2. Creación de guías sobre buenos hábitos a nivel personal y grupal en la organización.